Las 58 mil empresas que cerraron en 2015 se quedaron cortas para los números que maneja el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) hasta hace dos meses. Son 101 mil 282 empleados que cesaron sus operaciones desde abril de 2015 hasta el mismo período de 2016, lo que arroja un promedio de desapariciones de 278 empresas diarias.

La Unión Empresarial del Comercio y los Servicios del Estado Zulia (UCEZ) atribuye este comportamiento al modelo político “orientado a establecer un Estado interventor y de fuerte control gubernamental”. Gilberto Gudiño Millán, presidente del gremio, señala que ven con preocupación la falta de voluntad política para solventar los conflictos económicos venezolanos. Hace un llamado de auxilio a los organismos encargados de velar por el cumplimiento de derechos humanos como el de la alimentación, salud y educación.

El cierre de estas organizaciones acarreó la pérdida de 800 mil puestos de trabajo en los últimos meses, de acuerdo con datos de la Unión Nacional de Trabajadores de Venezuela. Añaden que 500 mil empleos más también están en peligro. Una situación que debe afrontar el venezolano junto con 85 por ciento de escasez de medicinas, según Ferfaven y un índice de desabastecimiento de alimentos de 82,8 por ciento de acuerdo con Datanálisis.

“Esto es el reflejo de un modelo político que ha traído caos, anarquía, pobreza y necesidad. Es hora de detener este holocausto de empresas”, afirma Gudiño. Agrega que el país tiene la capacidad de cambiar este escenario ejerciendo acciones para aumentar la confianza de los inversionistas. El tiempo en el que calculan que se pueda obtener resultados de mejora en la calidad de vida de los ciudadanos es de 12 a 18 meses.

“Nosotros hacemos un llamado al respeto a la Constitución nacional, que establece garantías suficientes para que haya la posibilidad de inversión y de un aparato productivo nacional que pueda resurgir”.

CLAP favorece a 7 % de los hogares

El líder empresarial critica la idea de distribución de alimentos a través de los CLAP. Explica que el sistema no abastecería a toda la población, pues el domingo informaron que habrían entregado cuatro mil toneladas de alimentos, una cifra contrastante con las 25 mil toneladas diarias del consumo nacional. “Eso solo puede favorecer a entre 400 mil y 500 mil hogares, como ellos establecen, pero hay que recordar que el país está conformado por 7,2 millones de hogares, eso quiere decir que los CLAP están llevando comida a menos de siete por ciento de los hogares del país”.

Fuente: Diario La Verdad

Pin It on Pinterest

Share This