84% de los encuestados estima que tardará de 3 a 12 meses para recuperar sus niveles de producción previos a la coyuntura del Covid-19

Los resultados de la Encuesta Cualitativa de Coyuntura Industrial correspondientes al II trimestre del 2020, denotan el fuerte impacto que ha tenido la paralización de las actividades productivas desde que inició la cuarentena para frenar la pandemia de Covid-19 en el país.

La situación más grave la padecen los sectores no priorizados que se han visto obligados a mantener sus máquinas apagadas durante casi seis meses. El resultado, es que las empresas “no esenciales” están operando a un máximo del 16% de su capacidad instalada.

De acuerdo con el estudio que trimestralmente lleva a cabo la Confederación Venezolana de Industriales –Conindustria-, la producción industrial ya encadena 24 trimestres de caída sostenida. Durante este período, el 57% de los consultados indicaron que sus establecimientos industriales se encuentran produciendo entre 0 y 20% de su capacidad instalada, y solo una tercera parte de las grandes empresas (35%) observaron un aumento en su producción durante el segundo trimestre del 2020.

Solo las empresas de los sectores priorizados como alimentos, bebidas y tabaco, industria química y farmacéutica, así como las fabricantes de caucho y plástico, han trabajado con una capacidad utilizada levemente superior al 20%.

La encuesta además revela que el 67% de los consultados redujo sus inversiones durante este lapso. La falta de financiamiento y el colapso del sistema bancario nacional impiden que las empresas adquieran créditos con los cuáles expandir sus capacidades productivas.

Al igual que en los últimos trimestres, el sector más afectado es el de las PyMes: el 71% de las empresas solo registró inversiones operativas y de reposición de inventarios, mientras que el 80% de las pequeñas empresas no invirtió en este período.

En ese orden, se incrementó el porcentaje de encuestados que indicó que no destinará recursos propios, ni bajo la figura de endeudamiento, para inversiones en innovación. Sin embargo, planificar la inversión de capital para el emprendimientos de otras marcas, denota la necesidad de mejorar e innovar en ello.

La mayoría de los consultados señaló que la cartera de pedidos disminuyó con relación a similar periodo de 2019, a tal punto en que el 68% de ellos considera que con su actual cartera de pedidos solo tiene asegurado entre cero y tres meses de trabajo.

Con relación al nivel de empleo, el 61% de los encuestados reportó disminución en este indicador. Cabe destacar que el segmento “Gran Empresa”, no muestra variación en ese indicador desde el primer semestre de 2020, mientras que, a su vez, se evidencia que la PyMe hace esfuerzos ingentes para mantener los empleos.

Sobre la situación económica del país, las perspectivas negativas se han incrementado considerablemente en el contexto de la pandemia. El 93% de los consultados considera que ha empeorado, mientras que el 79% opinó que el panorama se agravará en los próximos 12 meses.

Ante este escenario, el Presidente de Conindustria, Adán Celis, reiteró la propuesta del gremio industrial de que se reabran en un 100%, bajo estrictos protocolos de bioseguridad por parte del sector privado y del gobierno, con la visión de generar nuevos empleos y mantener los ya existentes en las mejores condiciones para los colaboradores del sector productivo del país.

Asimismo, resaltó la urgencia de una revisión de las disposiciones que exoneran de aranceles a los productos importados, de la liberación del encaje legal para que las empresas puedan acceder a financiamientos que les permitan reactivarse, así como una revisión del impacto del cobro de impuestos y otras disposiciones fiscales que van en detrimento de la producción nacional.

Nota de prensa de Conindustria

Lea también: 

* Con seguridad y responsabilidad podemos poner al país en marcha

COMPARTA ESTA PUBLICACIÓN