La Cámara de Comercio e Industrias de Ciudad Bolívar, representado por su presidente Florenzo Shettino, y su directiva, se pronunciaron en relación con las inspecciones realizadas por los fiscales de la Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos (Sundde), quienes vienen obligando desde el pasado fin de semana a cientos de tiendas en todo el país a vender “a pérdida” sus productos.

Luego de efectuar una oleada de inspecciones con procedimientos ilegales en una fiscalización, en la supuesta verificación de “precios justos” para los consumidores, la directiva de la Cámara de Comercio e Industrias de Ciudad Bolívar, condenó la manera en que se vienen desarrollando dichas fiscalizaciones.

El representante gremial, Florenzo Schettino, sostuvo que “si el Sundde obliga a vender por debajo de los costos de adquisición arbitrariamente sin permitir, en muchos casos, poder demostrar contablemente el precio de exhibición de los productos, los comerciantes difícilmente podrían volver a abrir sus negocios, por lo se les haría imposible reponer inventario en medio de una hiperinflación registrada en Venezuela que viene asfixiando ya a los empresarios”.

A juicio de Schettino, las autoridades gubernamentales se encuentran estableciendo los precios “que a ellos mejor les parezca”, irrespetando por completo la estructura de costos que manejan los comerciantes, generando así un daño significativo a los propietarios de estos negocios, los consumidores y trabajadores del mismo.

En el caso de las fiscalizaciones en los comercios de Ciudad Bolívar, principalmente comercializadoras de ropa y zapatos, el presidente de la Cámara comentó que las rebajas llegaron a ser del 50%, generándose así una fuerte incertidumbre en el sector comercio, porque en la mayoría de los casos se podría generar el cierre definitivo de muchos de estos locales. Y ante esto, se originaría un aumento vertiginoso de desempleo en la población. Situación que rechaza contundentemente el gremio empresarial, porque lo que se quiere es “seguir dando empleos directos a la ciudadanía, creemos y apostamos a la libre empresa, capaz de producir y generar oportunidades de crecimiento no solo económico, también social y educativo”, señaló el líder gremial.

De igual modo, Shettino opinó que dichas inspecciones forman parte del “Plan Navidades Felices 2017”, anunciado por el presidente Nicolás Maduro, el mes de noviembre, para ofrecer al pueblo “la suprema felicidad social”, ante la situación de escasez y carestía que atraviesa Venezuela, de la que el oficialismo responsabiliza a las sanciones económicas de países extranjeros y a la “guerra económica” de los empresarios.

En medio de este panorama, Schettino, exhortó a las autoridades competentes a revisar las acciones que vienen desarrollando, que traen como consecuencia el aumento de los problemas ya existentes en la entidad, profundizándose así las cifras de desempleo, desabastecimientos e improductividad.

Para finalizar, el presidente de la Cámara de Comercio e Industrias de Ciudad Bolívar, Florenzo Schettino, resaltó que “no somos causantes de ninguna guerra económica, por lo que consideramos necesario establecer políticas económicas urgentes y poder reactivar el aparato productivo venezolano. Hay que rescatar la confianza en lo hecho en Venezuela, para atacar de inmediato la hiperinflación y desmontar el mercado de divisas que todos conocemos, y en poco tiempo ha descapitalizado a muchos empresarios, eliminando la capacidad de reponer inventarios por el alza desconsiderada de esa divisa”.

Schettino, reiteró que “el sector empresarial continúa creyendo en Venezuela, apostando aún que podemos recuperarnos y darnos la oportunidad de inclusión en las decisiones económicas que delibere el gobierno nacional, en materia económica”. Igualmente, dijo que “queremos paz, tranquilidad, armonía, serenidad y seguir trabajando en Venezuela. Queremos un país productivo y alcanzar los niveles y estándares desde hace más de 25 años atrás.
Creemos aún en una libre empresa”.

Pin It on Pinterest

Share This