El primer vicepresidente de la Confederación de Agricultores Agropecuarios de Venezuela, (Fedeagro), Celso Fantinel, informó que bandas criminales cobran entre 3 mil y 5 mil dólares mensuales a productores en los Estados centrales del país para no atentar contra sus fincas o hacerles daño a sus familiares.

En exclusiva para Fedecámaras Radio Fantinel destacó que pesar de en el suroccidente no existe una presencia significativa de grupos delictivos organizados como el tren de Aragua, los agricultores de las entidades llaneras sufren constantes robos de cultivos, así como el hurto de infraestructura eléctrica.

“Con el robo de transformadores se afecta la irrigación de cultivos como el arroz, la caña de azúcar y algunas hortalizas”, aseguró.

Respecto a la situación de siembra para el ciclo de invierno el líder gremial detalló que este año culminará con apenas un 50% de lo producido en 2018, por lo que el sector agricultor en el país estaría al borde de un “colapso total”.

“Para la fecha llevamos sembradas 30 mil hectáreas de arroz, cuando hace diez años llegamos a las 250 mil” aseveró en el programa Marca País, conducido por Zuhé Rodríguez Pérez.

El vicepresidente de Fedeagro aseguró que la mayoría de las fincas expropiadas por el ejecutivo nacional están improductivas y que las instituciones encargadas de distribuir los insumos agrícolas, “los distribuyen a las personas equivocadas”. “Se le hizo un gran daño al sector agrícola al monopolizar los insumos y semillas. Agropatria no es ni la sombra de lo que era Agroisleña” sentenció.

Fuente: Fedecámaras Radio

Pin It on Pinterest

Share This