El presidente de la Cámara Inmobiliaria de Venezuela, Carlos Alberto González, informó que el sector inmobiliario del país cierra el año 2018 como el peor de la historia en cuanto a la producción de viviendas, ya que no han llegado a producir ni siquiera 3.000 unidades de viviendas en todo el país, mientras que en el sector público la productividad ha sido prácticamente “nula”.

Carlos González atribuyó la baja productividad del sector a la situación económica que atraviesa la nación.  Aseguró que “hay muchísimas ofertas de viviendas, ya que hay una alta afluencia de personas saliendo del país, por lo que éstas colocan sus domicilios en venta; sin embargo, es muy poca la oferta para la compra, debido al poco movimiento de bienes o capitales que los venezolanos poseen”, indicó González, durante una entrevista en el programa Mesa de Análisis conducido por Ahiana Figueroa.

Agregó que tampoco existen desarrollos de oficinas, ni otros proyectos importantes del sector, por lo que, las perspectivas que se tienen para el nuevo año, 2019, no son muy buenas. Comentó que, en Venezuela no se han adoptado las medidas económicas necesarias e inmediatas para acabar de raíz con esta problemática, y que, aún si se adoptaran algunas mañana mismo, estas igualmente tardarían demasiado tiempo en ejecutarse.

El presidente de la Cámara Inmobiliaria aseveró  que si no hay la necesidad urgente de vender, es preferible esperarse hasta encontrar mejores precios de oferta.

 

Fuente: Fedecámaras Radio

Pin It on Pinterest

Share This