Fedecámaras lamenta la pérdida de vidas humanas, producto de la represión desmedida en las últimas manifestaciones civiles ocurridas en nuestro país y rechaza la anarquía generada por la actuación de grupos violentos y armados que actúan al margen de la ley y desvirtúan todo tipo de legítima protesta ciudadana.

Desde el sector empresarial reivindicamos el derecho a la protesta pacífica y democrática. Rechazamos todo tipo de actos vandálicos que solo profundizan la precaria situación económica que vive el sector productivo y la población en general. Exhortamos al Estado venezolano a velar por el orden público y a garantizar el resguardo de la seguridad de las personas y de los bienes públicos y privados, respetando siempre los derechos humanos y el derecho a la protesta pacífica.

Fedecámaras manifiesta su preocupación por la creciente inestabilidad política y social que agobia al país y reiteramos que la recuperación económica solo será posible si se soluciona la crisis política.

En Venezuela existe una evidente ruptura de los principios constitucionales y democráticos, especialmente en lo relacionado a la separación de los poderes públicos, pilar fundamental de la democracia. La ruptura del hilo constitucional genera un clima de incertidumbre, inseguridad jurídica y desconfianza en los sectores económicos, lo que hace inviable la inversión, la producción, la generación y el sostenimiento de las empresas y de los empleos.

En estos momentos en nuestro país, el único diálogo posible parte de la recuperación del hilo constitucional. Una crisis de esta naturaleza solo se resolverá mediante consultas electorales libres y transparentes.

Fedecámaras como institución reconoce el derecho de cada ciudadano, trabajador o empresario a sumarse a las diversas manifestaciones cívicas. La restitución del hilo constitucional demanda el compromiso de cada venezolano. Venezuela necesita reconstruir sus instituciones democráticas.

Pin It on Pinterest

Share This