El presidente de la Cámara de Comercio e Industrias del municipio Caroní (Camcaroní), Yorman Hernández, rechazó el ataque a la empresa privada y sus establecimientos y calificó los saqueos ocurridos en los últimos días como “actos vandálicos” que, destacó, destruyen los sueños de personas que han tardado años en construir sus negocios.

“Cuando un comercio es saqueado, quizás alguna parte de la población se beneficia, pero durante varios meses ese negocio va a estar cerrado y no va a poder distribuir”, expresó, al resaltar que los saqueos no solo se han limitado a los establecimientos de alimentos, sino a tiendas de ropa, ópticas y ferreterías, como ocurrió en Cumaná, estado Sucre.

“Los saqueos solo agravan la situación de desabastecimiento que hay”, dijo, en compañía de representantes empresariales de Fedecámaras Bolívar y la Cámara de Turismo de la entidad.

El gremio no cuenta con cifras exactas de los saqueos registrados en el municipio Caroní, pues sostienen que muchos afectados no quieren denunciar. El vicepresidente de Fedecámaras Bolívar, Alfredo Cols, señaló que los camiones están siendo saqueados en la carretera desde Puerto La Cruz hasta el estado Bolívar.

“Las empresas no están comprando productos por temor a pérdidas, es un llamado de atención”, manifestó.
La ola delictiva de las últimas semanas agudiza la precaria situación del sector empresarial. El presidente de Camcaroní precisó que 112 mil empresas cerraron en Venezuela en los últimos dos años y, en la actualidad, tres de cada 10 empresas están cerrando sus puertas.

Reclaman pronunciamiento oficial

Hernández solicitó al presidente de la República, Nicolás Maduro, explicar las acciones previstas por el Gobierno para garantizar el abastecimiento de productos alimenticios y medicinas. “Es inmediato, el problema no es que tengamos poca oferta, sino que para los próximos 30 días no tenemos productos en tránsito”.

A la par, rechazó medidas de corte político como la constitución de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP), sobre medidas que -recalcó- deben ser de índole económico. “Hemos ido a comunidades en donde nos han mostrado planillas identificadas con el partido de Gobierno y les dicen que si no firman no van a recibir la bolsa de comida, que no alcanza para un mes”, dijo. Añadió que este tipo de mecanismos generan falsas expectativas y exclusión.

“Necesitamos que el Gobierno explique las medidas concretas para motivar la producción nacional (…) para arrancar la producción de alimentos es necesario dar los recursos para importar semillas, fertilizantes, medicinas veterinarias, exigimos que el Gobierno se pronuncie”, insistió.
Llaman al consenso

Asimismo, llamó a los actores sociales a buscar soluciones en consenso, que respondan no solo al déficit de alimentos y a la crisis económica, sino a los graves problemas en servicios públicos, entre los que destacó el transporte y la inseguridad. Solo así, puntualizó, será posible una salida democrática a la situación actual.
“Estamos a las puertas de una grave crisis humanitaria en el país (…) Ya sentimos lo que significa, lo estamos viendo; el país está grave, cada día está empeorando”, subrayó.

Pin It on Pinterest

Share This