A juicio del presidente de Fedecámaras en Táchira, Daniel Aguilar, la situación de la disminución de producción de pan “no se soluciona con amenazas y expropiaciones, sino en importar el trigo necesario para producir la harina suficiente para las panaderías y fábricas de pasta”, esto luego del anuncio hecho este domingo por el vicepresidente Tarek El Aissami, sobre la nueva normativa que impondrán a las panaderías del territorio nacional.

Aguilar asegura que de aplicarse los correctivos necesarios, se solventaría la situación de las más de 1200 panaderías en Táchira y en el resto del país o de lo contrario se seguirá repitiendo la situación de vitrinas vacías.

Aseveró que en la actualidad el gremio de panaderos necesita aproximadamente 120.000 toneladas de trigo mensual, para poder mantener los molinos trabajando diariamente, generando empleo, produciendo la materia prima básica para las panaderías y no falte este producto; en lugar de “tantos controles y amenazas”.

“Lo poco que llega de harina no es suficiente para cubrir la demanda de la industria y hay que recurrir a la importación desde Colombia, saliendo el bulto de harina puesto en las panaderías en algo más de 140 mil bolívares”, señaló el presidente de Fedecámaras Táchira.

Aguilar enfatizó que al pueblo no se le dice la verdad, ya que existe un subsidio para la harina procesada en los molinos nacionales, pero esta producción no alcanza porque el trigo importado no es suficiente para cubrir la demanda del consumo de pan del país.

“No podemos seguir alimentando los egos y afirmando cosas contrarias a la realidad, al pueblo hay que decirle la verdad, porque las experiencias fallidas están a la vista: las areperas socialistas, la ruta de la empanada, los gallineros verticales”.

Elevó un llamado al Gobierno Nacional a dejar de seguir amenazando a quienes con todas las limitaciones impuestas invierte, generan impuestos y producción para el país.

Finalmente reiteró que las fallas con la producción de pan se deben a la escasez de materia prima e insumos, ya que el Gobierno Nacional no permite la importación directa de la harina y demás insumos por parte de las panaderías o las Asociaciones de Panaderos legalizadas, en el caso del Táchira al Consejo Regional de Panaderos.

Fuente: Diario de los Andes

Pin It on Pinterest

Share This