Los constantes aumentos salariales han tenido un fuerte impacto en las empresas nacionales, las cuales ya no pueden soportar tanta la de costos sin contar con ingresos razonables.

Para Andrés Rodríguez Ghersi, presidente regional de Fedecámaras, es preocupante que la mayor parte de las empresas locales definitivamente no van a poder pagar las bonificaciones de fin de año como tampoco la carga de sueldos y prestaciones.

Subrayó que la economía ya no aguanta más incrementos salariales, a la par que destacó que cada vez que el gobierno aumenta los sueldos y salarios, se dispara aún más la inflación y lejos de mejorar el poder adquisitivo de los trabajadores, lo que hace es encarecer más los productos de primera necesidad.

Acotó que con el más reciente incremento salarial, muchas empresas cerrarán definitivamente sus puertas y en el mejor de los casos, redujeron el personal.

Actualmente el 80% de las empresas nacionales se encuentran en riesgo de colapso por los constantes aumentos de sueldos y de los bonos de alimentación e indicó que las locales se encuentran muy cerca de la media nacional.

“Todo eso ha sido muy negativo para la economía insular, porque hemos pasado de la crisis al colapso inminente”, remarcó el dirigente empresarial de la región.

Acotó que al no poder soportar los reiterados aumentos salariales, la mayoría de las empresas se afrontan la disyuntiva de mantenerse abiertas forzosamente o cerrar de forma definitiva.

Sin buenas expectativas

El presidente regional de Fedecámaras admitió que las expectativas para la economía regional en lo que resta de este año no son nada halagadoras, ya que hay una demanda reducida de bienes y productos, al tiempo que ha habido una disminución en la actividad turística, mientras nada hace indicar que la situación mejorará en los días por venir.

En lo que respecta al Puerto Libre, afirmó que la fuerte escasez de mercancía le ha restado interés como atractivo turístico en los últimos años.

Igualmente destacó que en estos momentos se ha ampliado la brecha entre el precio de los productos en su mayoría importados, y el poder adquisitivo de los trabajadores.

Cambios económicos

El presidente local de Fedecámaras insistió en que la única receta que han utilizado los países suramericanos que han pasado por situaciones similares a las de nuestro país, han sido cambios económicos para reflotar sus respectivas economías.

Fuente: El Sol de Margarita

Pin It on Pinterest

Share This