Juan Pablo Olalquiaga, presidente de Conindustria, explico cuáles son sus impresiones sobre el 1 de febrero, decretado no laborable por el gobierno venezolano el pasado domingo, donde afirmó que el mes de febrero es de por sí muy reducido y con todos estos ausentismos el venezolano termina trabajando sólo 168 días al año.

Además, comentó sobre el panorama industrial que se vio en el 2016 y cuáles son las predicciones para el 2017. “Trabajando un 35% la capacidad de reponer se va desgastando y al final solo queda un traste de economía” situación que se está dando en la actualidad.

Asimismo, afirmó que las tres cosas que se necesitan para poder operar como industria son: el mercado, que se pueda abastecer, pues se está contrayendo por la inflación transformándose en una disminución de la supervivencia de las fábricas, en segundo lugar la infraestructura, donde se tenga la capacidad de procesar y vender, comprar maquinaria, que se establezca un tejido industrial para que las máquinas operen y finalmente la renta, “nadie monta una industria para no ganar plata” sentenció.

Concluyó que la única manera de voltear esta situacióin “es con un modelo económico que le dé un cambio al país” y señala como la única alternativa, un cambio político.

Escuche la entrevista completa en Fedecámaras Radio

Pin It on Pinterest

Share This