El presidente de Fedecámaras, Carlos Larrazábal, aseguró que el Gobierno sigue con el mismo discurso, sin entender que las causas del sufrimiento que viven los ciudadanos es el modelo económico del Socialismo del Siglo XXI, mientras el venezolano exige que se rectifique, ellos continúan amenazando a las empresas.

Reiteró este martes que las políticas económicas aplicadas por el Ejecutivo son poco efectivas, asegurando al respecto que el país no se puede manejar bajo órdenes militares sino por planificación.

Se mostró poco optimista de la reunión de los representantes del Sector Agroindustrial y de las cadenas de supermercados, con el Órgano Superior de la Gran Misión de Abastecimiento Soberano, realizada la semana pasada.

Larrazábal indicó que “el ministro Vladimir Padrino es el jefe del Órgano Superior de la Gran Misión de Abastecimiento Soberano (GMAS), esa reunión se dio en tono militar, ellos creen que así se maneja la economía donde el militar va y cree que ordenar es la misma tónica que el presidente de Pdvsa dio la orden militar que iba a subir la producción petrolera de la noche a la mañana, (…) eso no son órdenes es por política económica, sin corregir las graves distorsiones que el Gobierno ha instaurado.

La economía funciona con inteligencia, producción, planificación, con decisiones innovadoras y no por órdenes militares ni por un decreto, agregó.

Las empresas no tienen materia prima porque no hay mecanismo legal para conseguir divisas en este momento, y está el mercado paralelo que crea una distorsión grandísima. El Gobierno ha sido incapaz de corregir esta realidad, y continuamos sin tener un modelo económico que nos reinserte en los mercados internacionales de financiamento. 

Explicó que las empresas expropiadas están sin empleos, producción o contratos colectivos. “Hoy en día son los trabajadores que entran en pánico cuando una comitiva del Gobierno llega a una empresa para investigarla a cabalidad”.

Con información de Unión Radio

Pin It on Pinterest

Share This